Condicionar la mente puede llevar a la felicidad: Caliope Estebanobea 0 74

Culiacán, Sinaloa. – La felicidad es un condicionamiento de la mente, por eso hay que entender y observar a la mente, llevarla al gimnasio, alimentarla y cambiarle algunos patrones para que se encamine a la felicidad, aseguró la coach neuroemocional, Caliope Estebanobea Frikas Astts,

Al ofrecer la conferencia virtual “Ser Feliz es una Condición Mental. ¡Libérate!”, observó que el confinamiento decretado para enfrentar la pandemia se ha convertido en un factor de desequilibrio para muchas personas.

La videoconferencia fue organizada conjuntamente por el Congreso del Estado, a través del Instituto de Investigaciones Parlamentarias, y la Universidad Autónoma de Occidente.

La coach neuroemocional, quien estudia el doctorado en Educación Holística y tiene diplomados y seminarios de cultura de paz, no violencia y en otros temas, comentó que el tema de la felicidad es una megatendencia de unos años para acá.

Tan así, dijo, que ya hay un país que mide su desarrollo por el índice de felicidad nacional, y no del Producto Interno Bruto.

Aclaró que ser feliz no es estar alegre, pues la alegría es una emoción y es temporal, a la cual el cuerpo lo expresa en su mirada, con sonrisa, e incluso si una persona está alegre puede contagiar su alegría a otras.

Pero, aclaró, la alegría nos sirve como peldaño para llegar a un condicionamiento que es la felicidad, y que está en la mente.

La felicidad, remarcó, es un condicionamiento, una regla, un patrón que tenemos para que nuestro pensamiento nos lleve hacia un lado o hacia otro.

Expuso que si se colocan el sufrimiento y la felicidad en los extremos de una línea, se puede ver que el centro es el punto medio donde están la serenidad, la calma mental que permite buscar el sentido de la vida.

“Cuando no se encuentra el rumbo, muchas veces el sufrimiento viene y ataca, y esta persona no podrá tener el estado mental que se requiere para tener felicidad”, observó.

En lo que se refiere al impacto de la pandemia del COVID-19, expuso que el hecho de vivirla mantiene en el desconcierto a muchas personas, pues nunca la habían vivido, y menos a nivel mundial.

Ello, dijo, ha propiciado que las personas inicien una búsqueda de la verdad y revisan por todos lados y se encuentran con miles de fuentes, de donde toman lo que les gusta y dejan lo que no les gusta.

Sin embargo, observó, la mente no puede entender qué está sucediendo, aunque sabe de confinamiento y de las medidas de seguridad.

En este caso, aseguró que lo que se debe hacer es aceptar que la vida cambia, que las condiciones cambian, igual que cambia el cuerpo humano todos los días poco a poco.

Pero también, observó, el cuerpo cambia por dentro, pues diariamente mueren miles de células y nacen otras miles.

Lo que se debe entender, dijo, es que la mente es la encargada de generar, administrar, archivar y eliminar todo pensamiento; la mente es lingüística, le encantan las palabras, le encanta platicar y siempre piensa.

La mente, dijo, es una fábrica de pensamientos y genera diversos tipos de pensamientos: los negativos, los positivos, los obsesivos, los creativos y el neutro.

Hay persona que piensan negativo y eso lo guarda la mente, y al día siguiente esa persona sigue trabajando de manera negativa, e igual sucede con los pensamientos positivos.

En el caso de los pensamientos obsesivos, expuso que generan malestar, y se manifiestan cuando la persona hace drama y drama

El pensamiento creativo, dijo, hace que la persona se apasiones por las cosas y que se fije metas a alcanzar.

El pensamiento neutro, dijo, aparece en la mente, pero no genera bienestar ni malestar.

Con base en todo lo anterior, la coach neuroemocional, precisó que la mente debe educarse, cuidarse, como se cuida el cuerpo con alimentos, ejercicios, respirando de mejor manera, con higiene.

También, dijo, hay que darle descanso a la mente, y cuando eso pasa es cuando llegan las mejores ideas y las soluciones más acertadas a los problemas.

“El descanso de la mente es meditación, es observar los pensamientos, las emociones”.

Al final de la conferencia, la vicerrectora Académica de la UAdeO, María del Carmen Martínez Valenzuela, entregó un reconocimiento virtual a la expositora por parte del Congreso del Estado y la institución educativa que representa.

Previous ArticleNext Article
Sector Primario MX
Gaceta informativa digital

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *