Realiza GPO programa de monitoreo de aves 0 387

El objetivo fue identificar la cantidad total de aves, así como su comportamiento y desarrollo en el Sistema Lagunar Santa María-Topolobampo-Ohuira: JFP

Ahome, Sinaloa. – El Sistema Lagunar Santa María-Topolobampo-Ohuira presenta una diversidad similar a otros humedales de Sinaloa en materia de aves, pero registra una abundancia más baja de lo que se pensaba, de acuerdo a los resultados del programa integral de monitoreo realizado por especialistas contratados por Gas y Petroquímica de Occidente.

Una vez concluido el Programa de Monitoreo de Aves, que se llevó a cabo entre julio de 2019 y junio de 2020, para dar cumplimiento a las normas dispuestas en la legislación nacional, se detectó que los casi 43 mil registros de aves playeras obtenidos en el estudio realizado, no se comparan con los existentes en sitios como Santa María-La Reforma, Ensenada de Pabellones. En esos lugares se han registrado contingentes de más de 300 mil individuos de una sola especie de este grupo de aves, explicó el biólogo Jaime Fabián Palestina, responsable de Biodiversidad por parte de la empresa Gas y Petroquímica de Occidente (GPO).

El objetivo de este programa fue monitorear las aves residentes y migratorias en el corto, mediano y largo plazo, que permitan conocer el comportamiento y desarrollo de éstas en el Sistema Lagunar Santa María-Topolobampo-Ohuira.

El directivo de Gas y Petroquímica de Occidente explicó que una de las primeras conclusiones a las que llegaron los investigadores, encabezados por el Dr. Xicoténcatl Vega Picos, experto en aves, es que la cantidad de individuos, como se clasifican, es por mucho inferior a las consideradas en las proyecciones oficiales.

Para llegar a esas conclusiones, se realizaron diversos tipos y programas de monitoreo de aves, que incluyeron aquellos realizados durante el invierno, en temporada de reproducción, tanto para aves playeras como aves acuáticas, así como muestreos de Pelícano Café y Ostrero Americano, dos de las especies más comunes en esta zona costera.

Los estudios incluyeron monitoreos aéreos, captura, marcaje con anillos, toma de muestras de sangre y liberación de individuos de Pelícano Café, a la vez que se implementó un Programa de Transmisores Satelitales para detectar los movimientos de estas aves, con el fin de conocer los hábitos y las zonas de influencia en las que se mueven.

Para el responsable de biodiversidad de Gas y Petroquímica de Occidente, los resultados obtenidos con este programa han permitido identificar que la instalación de la planta de fertilizantes de GPO no afecta a las aves presentes en la zona, sean locales o migratorias, ya que éstas prefieren otras zonas como Paredones, Salina de Paredones, Maviri y el Muelle-API.

Asimismo, explicó que, a pesar de que la abundancia es menor a lo reportado en la literatura años anteriores, y que el proyecto no afecta a este grupo de organismos, actualmente GPO se encuentra trabajando en el establecimiento de estrategias de conservación que requieren la participación de autoridades, académicos y de la comunidad en general, llámese iniciativa privada, organizaciones de la sociedad civil, ejidatarios, pueblos originarios, etcétera.

De esta manera, se podrán sumar los esfuerzos en un trabajo integral de conservación de las aves en general, dentro de las cuales estarían el Ostrero Americano y el Pelicano Pardo, entre otras especies.

Fabián Palestina explicó que los datos que arrojaron los monitoreos, establecen que las especies migratorias utilizan la zona como sitio de descanso y de hibernación, en tanto que las especies locales la utilizan para alimentación y reproducción. Incluso, se logró determinar que, debido al bajo número de especies migratorias, este sitio no es importante para estas aves.

Otro dato relevante es que la riqueza y abundancia de Pelícanos café en la “Isla Patos” está por debajo de lo indicado en la ficha técnica del Sitio Ramsar 2025 “Lagunas de Santa María-Topolobampo-Ohuira.

Las cifras son muy claras: Se logró la observación de un total de 16 mil 938 pelícanos, con una abundancia mayor de adultos, que representan el 36.82% del total, seguido de los sub adultos II, que son el 24 %, en tanto los adultos reproductivos equivalen al 14 %, mientras los juveniles casi el 12 por ciento, los inmaduros el 6 por ciento y con porcentajes menores los sub adultos e indeterminados.

Asimismo, se identificaron tres sitios importantes para la alimentación y descanso de estas aves (granja acuícola abandonada de Paredones, Zona de CFE y Zona del Manglar de Mapaui).

Mientras tanto, los sitios de anidación se ubican en Paredones, Salina de Paredones, Maviri, Muelle-API, y las islas que se ubican en Ohuira, además de la isla “nueva”, frente a la entrada de la bahía y la isla de Santa María.

Es necesario destacar que la mayor cantidad de detecciones de llamados nocturnos en migración sucedió en el mes de septiembre, que coincide con la migración de otoño.

Otro dato por demás interesante es que, con base en los reavistamientos, se estableció que la migración de aves que pasan por esta zona tiene conexión con Perú, con Oregón, en los Estados Unidos y en México con Ceuta, Sinaloa y Baja California Sur.

Previous ArticleNext Article
Sector Primario MX
Gaceta informativa digital

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *